Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información política de cookies.

Rome Reports

Usted está usando un navegador desactualizado

Con el fin de ofrecer la mayor experiencia a nuestros visitantes utilizamos técnicas de vanguardia en desarrollo web que requieren un navegador moderno. Para poder visualizar esta página, usa Google Chrome, Mozilla Firefox o Internet Explorer 11 o superior.

Descubren fresco de Aquiles en la Domus Aurea, el palacio del Emperador Nerón


Hace casi dos mil años estas paredes estaban cubiertas de oro y piedras preciosas. La Domus Aurea, en latín “casa dorada”, era el palacio del Emperador Nerón. Ocupaba 16 mil metros cuadrados y tenía hasta 155 habitaciones. 

ALFONSINA RUSSO
Directora, Parque Arqueológico del Coliseo

“Estaba completamente cubierta de oro, perlas y piedras preciosas. De ahí también su nombre, por la luz que había en ella. Nosotros hoy la vemos oscura pero en los tiempos de Nerón era una domus llena de luz porque la luz que entraba de las ventanas y las puertas hacía reflejo con las piedras, entonces parecía que era dorada”.

Poco a poco los secretos de cada estancia se van desvelando. Esta vez, la elegida ha sido la sala con frescos de Aquiles, uno de los guerreros más importantes de la Ilíada de Homero. Estas obras de arte han resistido el tiempo y regresan al presente.

ALFONSINA RUSSO Directora,
Parque Arqueológico del Coliseo

“Esta intervención ha logrado sacar a la luz las particulares técnicas que se usaron para decorar la bóveda de la sala de Aquiles en Esciro. Una bóveda preciosa en la que se encuentra el episodio de la Ilíada en el que Aquiles se esconde en Esciro gracias a su madre, Teti, para evitar su propia muerte en la guerra de Troya. Ha sido posible individuar papel de oro y un azul usado por los egipcios. Particularidades únicas de la decoración en la que no faltaban las piedras preciosas”.

Entre estas paredes, Nerón celebraba grandes fiestas llenas de lujo y personalidades importantes de la época. Fue construida en el 64 d.c. tras el gran incendio de Roma, en tan solo 4 años. 

Tras la muerte del Emperador, se edificó sobre la Domus y no fue hasta 1480, en pleno Renacimiento, cuando fue descubierta.  

ALFONSINA RUSSO
Directora, Parque Arqueológico del Coliseo

“La Domus Aurea fue descubierta en el Renacimiento. Cuando esto ocurrió, entraron aquí grandes pintores como Pinturicchio o Rafael. Ellos tomaron inspiración de lo que encontraron aquí, muchos otros pintores lo hicieron. Grandes edificios y monumentos del Renacimiento se inspiraron en la Domus Aurea”.

Este palacio imperial fue tomado como modelo de arquitectura y arte para el futuro. En la misma Capilla Sixtina de los Museos Vaticanos y en Castel Sant'Angelo hay imágenes exactamente iguales a las que se encontraron en la Domus.

Y es que la Ciudad Eterna no recibe este nombre en vano. Aunque parezca que hayan quedado atrás, los secretos de la historia y del arte de Roma demuestran, de nuevo, que se resisten a ser enterrados en el olvido.