Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información política de cookies.

Rome Reports

Usted está usando un navegador desactualizado

Con el fin de ofrecer la mayor experiencia a nuestros visitantes utilizamos técnicas de vanguardia en desarrollo web que requieren un navegador moderno. Para poder visualizar esta página, usa Google Chrome, Mozilla Firefox o Internet Explorer 11 o superior.


El Papa se aparta del discurso y denuncia de nuevo el Genocidio de los Armenios

En su discurso con las principales autoridades polí­ticas y religiosas de Armenia, Francisco ha pronunciado la palabra que todos estaban esperando. 

FRANCISCO

"Esa tragedia, ese Genocidio...�

Actualmente sólo 29 paí­ses consideran oficialmente como genocidio la matanza de en torno a un millón y medio de armenios, a manos del Imperio otomano, ocurrida a partir de abril de 1915. 

Para Turquí­a estos hechos fueron "lamentables excesosâ? cometidos durante la guerra entre fuerzas del orden otomanas y milicias armenias, aliadas de Rusia en la I Guerra Mundial.

La última vez que Francisco habló del Genocidio Armenio, hace un año en una ceremonia en San Pedro por los 100 años de la tragedia, Turquí­a criticó duramente al Papa y pidió explicaciones al embajador del Papa en Ankara.

Durante su visita a Armenia, el Papa lamentó que durante aquella tragedia, las grandes potencias mundiales no hicieron nada. 

FRANCISCO

"...las grandes potencias miraban hacia otro ladoâ?. 

El Papa no habló sólo del pasado. Aunque no lo mencionó explí­citamente, se refirió a las tensiones del paí­s con Azerbaiyán, con quien mantiene un "alto el fuegoâ? por los territorios del Nagorno Karabaj. 

FRANCISCO

"Que todos multipliquen sus esfuerzos para que en las disputas internacionales prevalezca siempre el diálogo, la búsqueda constante y auténtica de la paz, la cooperación entre los Estados y el compromiso inquebrantable de las organizaciones internacionales para crear un clima de confianza que favorezca el logro de acuerdos permanentesâ?.

El presidente de Armenia aseguró en su discurso que también su paí­s prefiere las negociaciones pací­ficas a los disparos. 

El encuentro en el palacio presidencial incluyó el intercambio de regalos. El Papa recibió una escultura de San Gregorio de Narek; y el presidente el medallón conmemorativo del viaje del Papa a Armenia. 

JMB

CTV

VM

- BN

Up: AC