Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información política de cookies.

Rome Reports

Usted está usando un navegador desactualizado

Con el fin de ofrecer la mayor experiencia a nuestros visitantes utilizamos técnicas de vanguardia en desarrollo web que requieren un navegador moderno. Para poder visualizar esta página, usa Google Chrome, Mozilla Firefox o Internet Explorer 11 o superior.

Ven al Papa durante su viaje de estudios a Roma


El pasado “Miércoles de ceniza”, estos estudiantes españoles recibieron una bendición especial. Estuvieron con el Papa Francisco, a quien vieron personalmente durante la audiencia general.

MARÍA
Estudiante

“Cuando ha pasado el Papa ha sido muy emocionante porque pensábamos que le íbamos a ver muy de lejos y le hemos podido ver muy cerca. Entonces, ha estado muy bien. Y aunque ha hecho frío y tal, merece la pena”.

ÁLVARO
Estudiante

“Ya el llegar aquí ha sido como... lo he visto en la televisión pero no me imagino la inmensidad que es esto ni lo importante que es. Y ya cuando he entrado y he visto al Papa, lo veía así en estas pantallas que hay aquí y digo, 'Bueno, no se va a pasar aquí.' Pero después ha pasado a dos o tres metros de mi y es como... ya como así se termina el día, yo ya estoy feliz”.

En su viaje de estudios a Roma, estos alumnos del Colegio Santo Ángel de Albacete han preparado decenas de visitas de Arte y Cultura. Pero dicen que también ha valido la pena participar en este encuentro con el Papa. Aunque la visita no estaba inicialmente prevista en el itinerario, los profesores decidieron llevarles porque era un día especial para los católicos. 

RADI
Profesor

“Pensamos venir a Roma y dijimos: 'Bueno, es “Miércoles de ceniza”, tenemos que hacer lo posible por ir a la audiencia papal'. Nos costó mucho porque había que pedir por fax, los fax casi ya no existen, pero bueno al final lo conseguimos y pues contentísimos”.

Su determinación valió la pena. Los alumnos estaban contentos y les dejará un recuerdo imborrable del primer día de esta Cuaresma.