Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información política de cookies.

Rome Reports

Usted está usando un navegador desactualizado

Con el fin de ofrecer la mayor experiencia a nuestros visitantes utilizamos técnicas de vanguardia en desarrollo web que requieren un navegador moderno. Para poder visualizar esta página, usa Google Chrome, Mozilla Firefox o Internet Explorer 11 o superior.

El Papa asiste por sorpresa al funeral del cardenal Jean-Louis Tauran


El cardenal decano Angelo Sodano celebró en el Vaticano el funeral de Jean-Louis Tauran, el prestigioso cardenal camarlengo fallecido el 5 de julio mientras recibía tratamiento médico en EE.UU. 

Muchos quisieron participar en el último adiós al purpurado. También el Papa Francisco, a pesar de que está de vacaciones y el protocolo no prevé que asista a esta misa sino solo a la parte final.

Además, asistieron representantes del Islam, como agradecimiento por el trabajo del cardenal en el Dicasterio para el diálogo interreligioso. 

CARD. ANGELO SODANO
Cardenal Decano

“Era justo que hoy participáramos tantos para dar gracias al Señor por habérnoslo dado, repitiendo la famosa oración de San Agustín: Señor, no nos lamentamos porque nos lo has quitado sino que te damos gracias por habérnoslo dado”.

Tras la ceremonia, el Papa bendijo con agua bendita los restos mortales del cardenal, y los despidió con incienso. Fue un poderoso gesto de agradecimiento hacia este leal colaborador de tres papas. 

El cardenal Tauran fue ministro de exteriores de Juan Pablo II; Benedicto XVI lo nombró prefecto del Dicasterio para el diálogo interreligioso, y Francisco le confió el cargo de cardenal camarlengo.