Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información política de cookies.

Rome Reports

Usted está usando un navegador desactualizado

Con el fin de ofrecer la mayor experiencia a nuestros visitantes utilizamos técnicas de vanguardia en desarrollo web que requieren un navegador moderno. Para poder visualizar esta página, usa Google Chrome, Mozilla Firefox o Internet Explorer 11 o superior.

Ayuda a la Iglesia Necesitada: Cristianos son la comunidad religiosa más perseguida


La fundación Ayuda a la Iglesia Necesitada ha presentado en Roma su informe sobre persecución anticristiana. 

Lo titula “Más perseguidos que nunca”. Se centra en los 20 países que peor tratan a los cristianos. 

Los más peligrosos siguen siendo Corea del Norte y Eritrea. La situación sólo ha mejorado en Irak y en Siria, aunque siguen siendo lugares peligrosos para los cristianos. 

ALESSANDRO MONTEDURO
Ayuda a la Iglesia Necesitada (Italia)
“Este “focus” quiere subrayar, valorar y mostrar estas zonas del mundo en las que sufren nuestros hermanos cristianos”.
“Las comunidades cristianas son las más perseguidas, si tenemos en cuenta que 1 de cada 7 cristianos padece una forma consistente o estructurada de persecución”.

CARD. LEONARDO SANDRI
Prefecto, Congregación para Iglesias Orientales
“En algunas zonas del mundo, ser cristiano significa arriesgar la propia vida. En otros lugares se permite ser cristiano, siempre que sea en privado. En este contexto hay que pensar qué significa dar testimonio. No es sólo algo espiritual o moral. Es algo vital”.

La presentación del informe se celebró en la basílica de San Bartolomeo de Roma, dedicada a los mártires de las últimas décadas. 

Participó este sacerdote, que sobrevivió al atentado contra iglesias y hoteles en Sri Lanka el pasado domingo de Pascua, que provocó 253 víctimas. Como recuerdo de que quienes fallecieron mientras estaban en Misa, dejó estos objetos que encontraron entre los escombros. 

Un testimonio más de esa persecución a los cristianos, tan poco conocida en Occidente. 

Javier Martínez-Brocal