Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información política de cookies.

Rome Reports

Usted está usando un navegador desactualizado

Con el fin de ofrecer la mayor experiencia a nuestros visitantes utilizamos técnicas de vanguardia en desarrollo web que requieren un navegador moderno. Para poder visualizar esta página, usa Google Chrome, Mozilla Firefox o Internet Explorer 11 o superior.

El Papa celebra el Jueves Santo en una cárcel y lava los pies a doce prisioneros


En vez de en San Pedro, el Papa ha celebrado la Misa más importante del año en esta capilla. Es la de la cárcel de Paliano, cerca de Roma. Muchas personas de la zona, le esperaron en la carretera para saludarlo. 

En la puerta de la cárcel le recibió emocionada la directora del centro penitenciario. El Papa llevó una flor para la imagen de la Virgen de los prisioneros. 

Durante la Misa, como es tradicional, lavó los pies a doce personas. No todos eran hombres, habí­a tres mujeres. Además, habí­a también un musulmán que se bautizará en junio. Dos están condenados a cadena perpetua. 

En la homilí­a explicó el significado profundo de este gesto de servicio reservado para los esclavos, y con el que Jesús quiso dar ejemplo a todos los cristianos. 

FRANCISCO

"Os digo que si podéis ayudar a alguien, hacerle un favor en la cárcel, al compañero o la compañera, hacedlo. Porque esto es amor, esto es como el gesto de lavar los pies. Es ser siervo de los demás. Durante esta ceremonia pensemos en Dios, en Jesús. No es una ceremonia folclórica, es un gesto para recordar lo que nos ha dado Jesús. Después de esto, tomó el pan y nos dio su Cuerpo; y tomó el vino, y nos dio su sangre. Así­ es el amor de Dios. Hoy pensemos solo en el amor de Diosâ?. 

La cárcel de Paliano no es como las demás, porque está reservada a quienes han colaborado con la justicia. 

Los reclusos prepararon regalos para el Papa, como este icono. 

"Lo hemos hecho entre todos los detenidosâ?. 

Además, entregaron al Papa todos estos regalos, como verduras de su huerto, una manta de lana blanca o la gorra de sus policí­as.

JMB

CTV

FL

- BN 

Up: AC