Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información política de cookies.

Rome Reports

Usted está usando un navegador desactualizado

Con el fin de ofrecer la mayor experiencia a nuestros visitantes utilizamos técnicas de vanguardia en desarrollo web que requieren un navegador moderno. Para poder visualizar esta página, usa Google Chrome, Mozilla Firefox o Internet Explorer 11 o superior.

Francisco: el mundo se está destruyendo porque somos incapaces de sentarnos y hablar


El Papa llegó en papamóvil hasta el Pabellón Maxaquene, uno de los principales complejos deportivos del país que acogió este encuentro interreligioso.

Reconciliación, reconciliación, reconciliación...

Con este grito de esperanza, miles de jóvenes de todas las religiones recibieron a Francisco. Quieren construir una nueva página de la historia del país tras casi 2 décadas de guerra y 1 millón de muertos.

No es casual que el primer encuentro pastoral del viaje sea un encuentro interreligioso, pues los católicos son sólo el 28% de la población.

Para comenzar, entonaron este canto...

Somos todos iguales, criaturas de un mismo Señor, somos todos hermanos... 

FRANCISCO
¿Qué es más importante para un pastor que encontrarse con sus jóvenes? ¡Vosotros sois importantes! Tenéis que saberlo, tenéis que creéroslo.

Con cantos y actuaciones, jóvenes cristianos, musulmanes e hindúes mostraron que les une un proyecto: consolidar la paz en un país marcado por grandes diferencias políticas y sociales.

Santidad, en medio de tantas dificultades que eclipsan nuestro futuro, ¿cómo podemos hacer realidad nuestros sueños para que se hagan realidad, en medio de tantos problemas que nos afectan a nosotros, al país, al mundo? 

Francisco aprovechó para recordar los 77 goles del futbolista Eusebio da Silva, la “Pantera negra”, quien superó las severas dificultades económicas de su familia y siguió tras sus sueños.

Les puso ese ejemplo para animarlos a construir puentes, a no dejarse llevar por las diferencias, a tender la mano y a cuidarse de dos actitudes que matan los sueños y la esperanza: la resignación y la ansiedad. 

FRANCISCO
Son grandes enemigas de la vida, porque nos empujan normalmente por un camino fácil, pero de derrota, y el precio que piden para pasar es muy caro. Se paga con la propia felicidad e inclusive con la propia vida.

Francisco pidió a los jóvenes que sean amigos de quienes piensan distinto, y que hagan de la solidaridad la mejor arma para transformar la historia.

FRANCISCO
Hoy día vemos que el mundo se está destruyendo por la guerra. Porque somos incapaces de sentarnos y hablar. Seamos capaces de crear la amistad social.

El Papa les invitó a permanecer unidos, a no dejar atrás los sueños y profundizar en la solidaridad que permita construir una nueva etapa de paz en la historia de Mozambique. 

Como se ve, un país diverso en sus creencias pero unido en su cultura. 

Por eso, no les costó esta espectacular coreografía con la que se despidieron de Francisco.

Daniel Díaz Vizzi