Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información política de cookies.

Rome Reports

Usted está usando un navegador desactualizado

Con el fin de ofrecer la mayor experiencia a nuestros visitantes utilizamos técnicas de vanguardia en desarrollo web que requieren un navegador moderno. Para poder visualizar esta página, usa Google Chrome, Mozilla Firefox o Internet Explorer 11 o superior.

Sociedad Cardenal Newman peregrina a Roma desde EE.UU. para asistir a la canonización


La Sociedad Cardenal Newman de EE.UU. promueve y defiende la educación católica. Y es que John Henry Newman fue un apasionado de la educación. Por eso, muchos de esta organización han viajado a Roma para asistir a la canonización.

PATRICK REILLY
Presidente, Cardenal Newman Society
“John Henry Newman es el patrón ideal para renovar la educación católica. Por lo que sabemos, todo su mensaje, su conversión, su lucha contra el liberalismo, su fe, estaban relacionados con su vocación de educador”. “Dedicó su vida a la educación, a la promoción de la verdad, a la difusión de la verdad”.

Viajan a Roma tras las huellas de Newman, que en su segundo viaje a la Ciudad Eterna, fue directamente al Vaticano, a la tumba de San Pedro. Allí estaba el Papa Pío IX, celebrando una Misa. También irán a otros lugares importantes para el nuevo santo. 

Visitarán el oratorio de la Chiesa Nuova, el Museo Misionero de Propaganda Fide y la basílica de la Santa Croce. Y lo mirarán con la perspectiva de un santo que fue un apasionado de la enseñanza. 

PATRICK REILLY
Presidente, Cardenal Newman Society
“Ponía énfasis en la formación y en enseñar a los jóvenes a pensar, a razonar. No quería que los estudiantes recitaran simplemente el Credo. Quería que lo entendieran, que entraran en él, que pudieran explicárselo a cualquiera”.

Un viaje lleno de emociones. Después de profundizar sobre Newman en Roma, regresarán a EE.UU. Eso sí, para entonces ya será santo. 

Rachel Dobrzynski
Traducción: Javier Martínez-Brocal