Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información política de cookies.

Rome Reports

Usted está usando un navegador desactualizado

Con el fin de ofrecer la mayor experiencia a nuestros visitantes utilizamos técnicas de vanguardia en desarrollo web que requieren un navegador moderno. Para poder visualizar esta página, usa Google Chrome, Mozilla Firefox o Internet Explorer 11 o superior.

El primer obispo nacido de Brunei también se convertirá en el primer cardenal del país


El 25 de octubre, Cornelius Sim recibió una noticia muy inesperada.

FRANCISCO
“El próximo 28 de noviembre, en vísperas del primer domingo de Adviento, celebraré un Consistorio para crear a 13 nuevos cardenales”.

El Vicario Apostólico de Brunei fue citado como uno de los 13 nuevos cardenales que Francisco creará en el próximo consistorio.

CARD. CORNELIUS SIM
Vicario Apostólico de Brunei
"Fue un anuncio completamente inesperado, todavía estoy sorprendido. Pero por supuesto, en nombre de la comunidad tengo que decir que es un reconocimiento para ellos, ya sea de manera directa o indirecta, y es gracias a la contribución que esta pequeña iglesia hace a la Iglesia universal”.

En 2004, Juan Pablo II lo nombró Vicario Apostólico. Su ordenación episcopal fue al año siguiente. Se convirtió en el primer obispo nacido en Brunei, un pequeño país del sudeste asiático de mayoría musulmana.

Cornelius Sim agradece que Francisco dé prioridad a las Iglesias donde los católicos son minoría. Dice que la calidad de la fe no tiene que ver con el número.

CARD. CORNELIUS SIM
Vicario Apostólico de Brunei
“Somos una periferia dentro de una periferia... Somos una comunidad pequeña, pero creo que podemos aportar mucho. Somos personas que amamos a la Iglesia. No lo digo por decir. La Iglesia es nuestra madre”.

Aún no está claro si el neocardenal viajará al Vaticano para el consistorio o recibirá su birreta en su país, de manos del nuncio, pero sin duda la recibirá con orgullo y en nombre de todo Brunei.

Christian Campos

Traducción: Daniel Díaz Vizzi