Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información política de cookies.

Rome Reports

Usted está usando un navegador desactualizado

Con el fin de ofrecer la mayor experiencia a nuestros visitantes utilizamos técnicas de vanguardia en desarrollo web que requieren un navegador moderno. Para poder visualizar esta página, usa Google Chrome, Mozilla Firefox o Internet Explorer 11 o superior.

Así se gestó el primer encuentro de Benedicto XVI con víctimas de abusos


El cardenal Fernando Filoni fue el encargado de organizar el primer encuentro de un Papa con víctimas de abusos. Fue en Estados Unidos, durante el viaje que Benedicto XVI hizo en 2008. 

El cardenal era en aquel momento el Sustituto de la Secretaría de Estado del Vaticano.

CARD. FERNANDO FILONI
"Como sustituto yo tenía la responsabilidad de los viajes papales en aquel período. Y Benedicto XVI quiso hablar conmigo y me preguntó cómo veía la posibilidad de reunirse con víctimas de abusos y de qué modo habría que hacerlo".

La petición de un encuentro estaba sobre la mesa pero era una cuestión delicada porque nunca antes se había hecho y no se sabía cómo podría terminar. 

Se decidió hacerla con poca gente y de modo discreto, lo que levantó a posteriori las protestas de asociaciones de víctimas que se quejaron por no ser invitadas.

CARD. FERNANDO FILONI
"Benedicto XVI quería que no se perdieran de vista dos aspectos. En primer lugar, el respeto a las víctimas y decía que su identidad había que protegerla, por lo que no quería cámaras de televisión. En segundo lugar, no quería que este encuentro fuera un simple apretón de manos, una especie de audiencia donde el encuentro es rápido y luego cada uno va por su lado. Decía que esta reunión debía ser, sobre todo, un encuentro espiritual y de oración.

Por iniciativas como esta, el cardenal Fernando Filoni sale al paso de quienes critican a Benedicto XVI por no tener sensibilidad ante las víctimas o por su respuesta a los casos.

CARD. FERNANDO FILONI
"Para mí afrontó esta cuestión con gran honestidad intelectual y moral. Para mí está fuera de discusión esta honestidad, que a veces alguno pone en duda. Este es mi testimonio, fui testigo directo y en este momento me parece un deber decir estas cosas a quien no lo sabe. Este era para mí el Papa Benedicto XVI".

El cardenal Fernando Filoni también recuerda que Benedicto XVI promovió profundas reformas legislativas en la Iglesia para prevenir y condenar los abusos. Dice que era una cuestión que visiblemente apenaba al pontífice y que, a su juicio, no se debería perder de vista.

JRB