Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información política de cookies.

Rome Reports

Usted está usando un navegador desactualizado

Con el fin de ofrecer la mayor experiencia a nuestros visitantes utilizamos técnicas de vanguardia en desarrollo web que requieren un navegador moderno. Para poder visualizar esta página, usa Google Chrome, Mozilla Firefox o Internet Explorer 11 o superior.

Carlos de Foucauld: de sacerdote en el desierto a santo


Carlos de Foucauld fue un sacerdote francés que abandonó una vida aristocrática para vivir en el desierto argelino.

Aunque vivió al margen de la sociedad durante la mayor parte de su ministerio sacerdotal, unas 20 congregaciones y otros grupos religiosos se inspiran hoy en la vida del 'ermitaño del Sáhara'.

Y es que, a pesar de vivir entre los más pobres y abandonados, seguía estrechanzo lazos con comunidades católicas dentro y fuera de Francia.

P. BERNARD ARDURA
Postulador de la causa de canonización
Pensamos que era un eremita, que no veía a nadie, y eso no coincide con la realidad.
Tenemos miles y miles de cartas de Charles de Foucauld, que tenía toda una red de correspondencia, y esto explica, en parte, cómo sólo diez años después de su muerte se abre la solicitud para iniciar su canonización.


Dado que la mayoría de los milagros que conducen a las canonizaciones son curaciones milagrosas, el padre Bernard dice que el segundo milagro atribuido a la intercesión de de Foucauld fue bastante inusual.

Se trata de un obrero de la construcción de 21 años, no bautizado, llamado Charles, que se cayó desde una altura de más de 15 metros mientras trabajaba en el tejado de una capilla en 2016.

Ocurrió en la ciudad donde había vivido Foucauld y precisamente la víspera del centenario de su muerte. Los médicos dijeron que científicamente no podían explicarse que sobreviviera.

P. BERNARD ARDURA
Postulador de la causa de santidad
Con esta coincidencia, del momento, del lugar y de este joven, que se llama Carlos y no está bautizado, reconocimos que esta gracia, este milagro, era de Dios por intercesión del beato Carlos de Foucauld, que con esto será proclamado santo.

Aunque de Foucauld murió hace más de 100 años, el padre Bernard dice que el ejemplo de su vida, comprometiéndose con personas de otras religiones y atendiendo a los desatendidos, sigue siendo relevante hoy en día.

P. BERNARD ARDURA
Postulador de la causa de santidad
Charles de Foucauld nos enseña que debemos tener el corazón y la mente muy abiertos, muy abiertos a todos. Pero también que para dialogar con la vida, nuestra identidad cristiana debe ser fuerte.

Revolucionario a su manera, la vida de Charles de Foucauld demuestra que la santidad puede encontrarse en cualquier lugar, incluso en el desierto.