Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información política de cookies.

Rome Reports

Usted está usando un navegador desactualizado

Con el fin de ofrecer la mayor experiencia a nuestros visitantes utilizamos técnicas de vanguardia en desarrollo web que requieren un navegador moderno. Para poder visualizar esta página, usa Google Chrome, Mozilla Firefox o Internet Explorer 11 o superior.

El Papa Francisco identifica las señales para tomar buenas decisiones


El discernimiento no termina después de tomar una decisión, dijo el Papa Francisco.

En el Aula Pablo VI, la que se usa en invierno para las audiencias generales, el Papa continuó con su catequesis sobre el discernimiento. 

Dijo que es esencial buscar signos que confirmen o contradigan si uno ha tomado una buena decisión. Entre estos signos, destaca el sentimiento de paz duradera.

FRANCISCO
Si tienes una decisión, un proceso, entonces tomas la decisión. Si eso te da una paz que dure en el tiempo, es buena señal de que el camino ha sido bueno. Una paz que trae armonía, que trae unidad, fervor, celo. Sales del proceso mejor de lo que entraste.

Junto con el sentimiento de gratitud y la sensación de estar en el lugar correcto, el Papa Francisco añadió que otro signo de una buena decisión es la apertura a que Dios nos demuestre que estamos equivocados, en lugar de ser posesivos del amor de Dios. 

Esa mentalidad aplicada en las parejas, dijo, da lugar a casos de violencia doméstico. 

FRANCISCO
La posesividad es enemiga del bien y mata el afecto: los numerosos casos de violencia en el ámbito doméstico, de los que desgraciadamente tenemos frecuentes noticias, surgen casi siempre de la pretensión de poseer el afecto del otro, de la búsqueda de la seguridad absoluta que mata la libertad y asfixia la vida, convirtiéndola en un infierno.

El Papa resumió su catequesis diciendo que hay que estar dispuestos a reconocer que todas las cosas vienen de Dios para tomar libremente buenas decisiones.

FRANCISCO
Este es el hombre libre. Cuando vienen cosas buenas, benditas sean, cuando no vienen cosas tan buenas, benditas sean, y seguimos adelante.

En la víspera de la festividad de la Inmaculada Concepción, el Papa Francisco también pidió a la Virgen que sea fuente de consuelo para quienes sufren los efectos nocivos de la guerra, en particular para los "mártires" que sufren en Ucrania. 

JM
TR: CA