Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información política de cookies.

Rome Reports

Usted está usando un navegador desactualizado

Con el fin de ofrecer la mayor experiencia a nuestros visitantes utilizamos técnicas de vanguardia en desarrollo web que requieren un navegador moderno. Para poder visualizar esta página, usa Google Chrome, Mozilla Firefox o Internet Explorer 11 o superior.

El Papa mantuvo un encuentro con más de 5000 gitanos de todo el mundo


Hace 50 años el Papa Pablo VI los visitó en un campo nómada y ahora ellos devuelven la visita a un Papa. Más de 5000 personas gitanas se reunieron con Francisco en el Aula Pablo VI.

Han ofrecido al Papa lo mejor que tienen. Su alegrí­a en forma de bailes...

Y también su música.

Francisco también escuchó sus testimonios. Incluso esta joven, Marí­a, le pidió que sea él quien la bautice.

"Si está libre, me hará muy feliz que sea usted quien venga a bautizarnosâ?.

El Papa comenzó su discurso con un saludo en romaní­.

"Queridos amigos gitanos. ¡El Señor esté con vosotros!â?.

Les dijo que conocí­a sus problemas e inquietudes y por eso pidió que se erradiquen los prejuicios hacia ellos.

FRANCISCO

"Me gustarí­a que hubiera un nuevo comienzo para vuestro pueblo. Que se cambie de página. Ha llegado el tiempo de erradicar los prejuicios seculares, preconcepciones y desconfianza mutua que, a menudo, están en la base de la discriminación, el racismo y la xenofobiaâ?.

Del mismo modo, les pidió que sean buenos cristianos evitando las peleas, los engaños y la falsedad

FRANCISCO

"Queridos amigos. No deis a los medios de comunicación y a la opinión pública motivos para hablar mal de vosotros. Sois los protagonistas de vuestro presente y de vuestro futuroâ?. 

Les invitó a que contribuyan al progreso de la sociedad. También les pidió que sigan el ejemplo del beato Ceferino Giménez Malla, el primer beato gitano que murió mártir en España durante la persecución religiosa de los años 30.

Y antes de marcharse el Papa coronó al Niño Jesús y a la Virgen de los Gitanos y rezó ante ella.

AC

CTV

-SV

-BN

Up: FV