Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información política de cookies.

Rome Reports

Usted está usando un navegador desactualizado

Con el fin de ofrecer la mayor experiencia a nuestros visitantes utilizamos técnicas de vanguardia en desarrollo web que requieren un navegador moderno. Para poder visualizar esta página, usa Google Chrome, Mozilla Firefox o Internet Explorer 11 o superior.

Papa en Jubileo de Enfermos: El mundo no será mejor con personas 'perfectas', sino con más amor


Ni siquiera la lluvia que caí­a sobre San Pedro a primera hora de la mañana iba a impedir una de las misas más coloridas del año, la del Jubileo de los Enfermos y Discapacitados.

Hubo traducción simultanea de cada intervención para sordomudos, pasajes del Evangelio leí­dos por los participantes y representación teatral de algún episodio de las lecturas.

"No teniendo nada con que restituirle, perdonó la deuda a los dos. Entonces, ¿quién de ellos lo querrá más?â?

La homilí­a del Papa estuvo dedicada a los enfermos que habí­a en la plaza. Francisco volvió a cargar contra la cultura del descarte y dijo que la naturaleza humana lleva inscrita en sí­ misma la realidad del lí­mite, aunque en estos dí­as quiera negarse esa realidad.

FRANCISCO

"En esta época en la que el cuidado del cuerpo se ha convertido en un mito de masas y, por tanto, en un negocio, lo que es imperfecto debe ser ocultado porque va en contra de la felicidad y la tranquilidad de los privilegiados y pone en crisis el modelo imperante. Es mejor tener a estas personas separadas, en algún 'recinto' -tal vez dorado- o en las 'reservas' del pietismo y del asistencialismo, para que no obstaculicen el ritmo de un falso bienestarâ?.

Francisco recordó que no sólo existe el sufrimiento fí­sico, también está el del espí­ritu. La patologí­a de la tristeza que llega siempre de la falta de amor.

FRANCISCO

"El mundo no será mejor cuando esté compuesto solamente por personas aparentemente 'perfectas', por no decir 'maquilladas', sino cuando crezca la solidaridad entre los seres humanos, la aceptación y el respeto mutuoâ?.

El camino de la felicidad pasa siempre por ser capaces de amar, explicó el Papa. Predicó con el ejemplo cuando al final de la Misa saludó así­ a estos enfermos.

IPC

CTV

A

-BN

Up:FV