Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información política de cookies.

Rome Reports

Usted está usando un navegador desactualizado

Con el fin de ofrecer la mayor experiencia a nuestros visitantes utilizamos técnicas de vanguardia en desarrollo web que requieren un navegador moderno. Para poder visualizar esta página, usa Google Chrome, Mozilla Firefox o Internet Explorer 11 o superior.


Papa a religiosos palestinos: El respeto es la primera condición para el diálogo

Francisco se reunió en el Aula Pablo VI con un grupo de religiosos de Palestina.

“Han llegado al Vaticano con la intención de establecer un grupo conjunto de trabajo”.

El cardenal Jean-Louis Tauran fue el anfitrión de este encuentro organizado por el Pontificio Consejo para el Diálogo Interreligioso que él preside. 

Los religiosos participaron en una reunión con este dicasterio con el fin de establecer un grupo de trabajo permanente para promover el diálogo interreligioso.

El Papa subrayó el valor del diálogo y la importancia que tiene para la Iglesia católica, especialmente, en la cuna del cristianismo.

FRANCISCO
“Tierra Santa es para nosotros, los cristianos, la tierra por excelencia del diálogo entre Dios y la Humanidad. Un diálogo culminado en Nazaret entre el Ángel Gabriel y la Virgen María, hecho al que hace referencia también el Corán”.

Francisco también habló de las condiciones que se tienen que dar para que haya un verdadero diálogo.

FRANCISCO
“Su primera condición es el respeto recíproco y, al mismo tiempo, apunta a consolidar este respeto con el fin de reconocer sus derechos a todas las personas, se encuentren donde se encuentren”.

Deseó además que este nuevo grupo de diálogo interreligioso pueda favorecer a toda la sociedad palestina, en especial, a los cristianos.

FRANCISCO
“Espero que vuestros encuentros conduzcan a crear un espacio de sincero diálogo a favor de todos los componentes de la sociedad palestina, en particular el cristiano, considerado el pequeño número y los desafíos a los que está llamado, especialmente en lo que se refiere a la migración”.

Finalmente el Papa agradeció al presidente palestino, Mahmoud Abbas, sus atenciones hacia las comunidades cristianas y deseó la paz para Palestina y todo Oriente Medio.