Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información política de cookies.

Rome Reports

Usted está usando un navegador desactualizado

Con el fin de ofrecer la mayor experiencia a nuestros visitantes utilizamos técnicas de vanguardia en desarrollo web que requieren un navegador moderno. Para poder visualizar esta página, usa Google Chrome, Mozilla Firefox o Internet Explorer 11 o superior.

Francisco, sobre Siria e Irak: No podemos cerrar los ojos ante las causas de estas crisis


El Papa ha clausurado una cumbre organizada por el Vaticano a la que acudieron decenas de expertos y representantes religiosos de Oriente Medio. El tema que afrontaron es uno de los dramas más dolorosos de la actualidad:

“Estamos reunidos para un encuentro anual sobre la crisis en Siria, Irak y en los países de los alrededores”.

Desde Roma el Papa ha reiterado su petición a la Comunidad Internacional para que ayude a la castigada comunidad cristiana y a los miles de refugiados que han abandonado sus hogares por la guerra y la persecución.

FRANCISCO
“Como recordé en otras ocasiones, existe el riesgo de que la presencia cristiana se borre del lugar desde donde se expandió por el mundo la luz del Evangelio. No podemos cerrar los ojos ante las causas que han obligado a millones de personas a dejar, con dolor, la propia tierra”.

Entre los presentes estaba el Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados Filippo Grandi. 

Las Naciones Unidas ya lanzaron una alerta en julio advirtiendo que en el sur de Siria unas 270 mil personas habían sido obligadas a huir a causa de los movimientos de tropas.

En Irak la situación es delicada. A pesar de que más de 3 millones de personas han podido volver a sus casas la situación política es gravemente inestable.