Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información política de cookies.

Rome Reports

Usted está usando un navegador desactualizado

Con el fin de ofrecer la mayor experiencia a nuestros visitantes utilizamos técnicas de vanguardia en desarrollo web que requieren un navegador moderno. Para poder visualizar esta página, usa Google Chrome, Mozilla Firefox o Internet Explorer 11 o superior.

Francisco: Debemos encontrar vacuna contra el coronavirus y las desigualdades


Pocas personas pueden participar en las audiencias generales en comparación con las que había antes de la pandemia. Por eso el Papa dedica mucho más tiempo a saludarlos y a bendecir las fotos o recuerdos que los peregrinos le muestran.

Luego, en su catequesis, esta semana el Papa reflexionó sobre cómo Jesús no solo curaba las dolencias físicas de los enfermos. También los curaba espiritualmente. Dijo que el reto que la humanidad tiene ante la pandemia es más grande de lo que parece a primera vista.

FRANCISCO
“Para salir de la pandemia no solo debemos encontrar la cura para el coronavirus, que es importante. También debemos encontrar cura para los grandes virus humanos y socioeconómicos”.

El Papa se refería a problemas sociales, a las desigualdades provocadas por el hombre, como la falta de oportunidades para acceder a la sanidad o a la educación.

Además, también señaló que las mejoras tecnológicas nunca podrán satisfacer del todo el deseo de sentirse queridos.

FRANCISCO
“Nunca conseguiremos salir de esta crisis, que se ha producido con la pandemia, mecánicamente, con nuevos aparatos... son muy importantes. 'Padre, está la inteligencia artificial'. Es importante, nos hace avanzar. No hay que tener miedo de estas cosas. Pero hay que tener en cuenta que ni siquiera los medios más sofisticados podrán hacer una cosa. Podrán hacer muchas cosas, menos una. La ternura”.

Al terminar la audiencia el Papa anunció que había firmado una nueva carta apostólica. Se llama “Scripturae Sacrae affectus”. Es un documento para reflexionar sobre la importancia de las Sagradas Escrituras en la vida del cristiano. Como ejemplo, recordó una frase de San Jerónimo: “ignorar las Escrituras es ignorar a Cristo”.

Javier Romero