Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información política de cookies.

Rome Reports

Usted está usando un navegador desactualizado

Con el fin de ofrecer la mayor experiencia a nuestros visitantes utilizamos técnicas de vanguardia en desarrollo web que requieren un navegador moderno. Para poder visualizar esta página, usa Google Chrome, Mozilla Firefox o Internet Explorer 11 o superior.

Card. Pell sobre la Iglesia en Alemania: Nadie tiene derecho a alterar la doctrina de Jesús


El cardenal George Pell muestra en el segundo volumen de sus memorias en prisión su preocupación por la deriva de la Iglesia en Alemania. 

CARD. GEORGE PELL
Ex-Prefecto, Secretaría para la Economía
“La Iglesia en Alemania está en una encrucijada. Se encuentra ante dos opciones. La primera, pensar que somos siervos y defensores de la Tradición Apostólica, que nos ha sido revelada por Jesús y los Apóstoles. La segunda, pensar que somos dueños de esa Tradición, que la podemos cambiar y corregir según las tendencias del mundo moderno. A mi juicio,(...) no estamos por encima de la Tradición o de la Verdad revelada. No tenemos la capacidad de rechazar, maquillar o descartar lo que no nos gusta”.

El cardenal Pell avisa de que cuando se pierde la fidelidad al Magisterio, aumenta exponencialmente el riesgo de ruptura.

CARD. GEORGE PELL
Ex-Prefecto, Secretaría para la Economía
“No hay un cisma en este momento y espero que no se produzca. No creo que suceda. Si alguien quiere crear otra Iglesia protestante en Alemania no sé cómo van a recibir los impuestos que corresponden a la Iglesia católica. Ya solo este detalle es un obstáculo frente a cualquier cisma”.

El cardenal Pell considera que algunos líderes de la Iglesia en Alemania están perdiendo de vista los problemas reales en Occidente. 

CARD. GEORGE PELL
Ex-Prefecto, Secretaría para la Economía
“En el mundo Occidental se está llevando a cabo un cambio sistemático de las bases legales de nuestra sociedad para remover la herencia judeo cristiana. (…) Detrás de todo está la cuestión esencial sobre Dios o ‘no Dios’, teísmo o ateísmo o agnosticismo. La Iglesia afronta mejor el diálogo con ateos que con agnósticos. Porque los Dawkins de este mundo han hecho un buen servicio a los creyentes, al haber recordado la importancia de sus creencias. El problema es a quienes no les interesa plantearse la existencia de Dios. Es muy difícil la existencia así”.

El segundo tomo de sus memorias de prisión en Australia, donde fue condenado injustamente, resalta las batallas que merece la pena luchar hoy día.

Tienes la entrevista completa, en inglés original, en Rome Reports Premium. 

www.romereports.tv

AO