Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información política de cookies.

Rome Reports

Usted está usando un navegador desactualizado

Con el fin de ofrecer la mayor experiencia a nuestros visitantes utilizamos técnicas de vanguardia en desarrollo web que requieren un navegador moderno. Para poder visualizar esta página, usa Google Chrome, Mozilla Firefox o Internet Explorer 11 o superior.

La expulsión de las Misioneras de la Caridad de Nicaragua “no tiene asidero jurídico”


Las Misioneras de la Caridad de Nicaragua acaban de instalarse en Costa Rica. Ahora forman parte de los 100.000 nicaragüenses que se han refugiado en el país vecino debido a la represión del Gobierno de Daniel Ortega.

Las religiosas son una más entre la centena de asociaciones que la Asamblea Nacional nicaragüense disolvió el pasado 28 de junio.

El Ministerio de Gobernación las acusa de incumplir una ley contra el Lavado de Activos, el Financiamiento al Terrorismo y el Financiamiento a la Proliferación de Armas de Destrucción Masiva. Son tres actividades que los nicaragüenses no asocian a las religiosas.

ISRAEL GONZÁLEZ ESPINOZA
Periodista nicaragüense exiliado
No hay ninguna explicación lógica ni con asidero jurídico para la expulsión de las Hermanas Misioneras de la Caridad. De hecho, la asociación fue suspendida por la Asamblea Nacional, que es un órgano que está completamente controlado por el régimen de Daniel Ortega.

Israel González Espinoza, periodista nicaragüense exiliado, dice que la expulsión es un paso más de la oleada represiva de Daniel Ortega y Rosario Murillo contra la Iglesia católica.

Considera que desde el mes de mayo se ha intensificado el cerco a la Iglesia con el acoso a Monseñor Rolando Alvarez, el cierre de casi una decena de televisiones y radios católicas e incluso la encarcelación de algún sacerdote.

SRAEL GONZÁLEZ ESPINOZA
Periodista nicaragüense exiliado

Es que Daniel Ortega y su régimen está viendo enemigos done no existen

Porque la Iglesia católica actualmente en el país es la única institución que está denunciando las graves violaciones a los Derechos Humanos que suceden dentro del país

Israel González Espinoza denuncia la persecución a sacerdotes, la infiltración de espías en las parroquias, y el acoso de las Fuerzas de Seguridad a obispos como Rolando Álvarez o Leopoldo Brenes.

Por su parte, funcionarios del Vaticano como Rodrigo Guerra, Secretario de la Pontificia Comisión para América Latina, se han pronunciado sobre la violación de Derechos Humanos en Nicaragua. Durante la asamblea extraordinaria del CELAM, dijo que Daniel Ortega estaba cayendo en la tentación del “neopopulismo” y de “suprimir libertades”.

ISRAEL GONZÁLEZ ESPINOZA
Periodista nicaragüense exiliado
Daniel Ortega y Rosario Murillo, que gobiernan el país desde el año 2007, lo que ven en la Iglesia es una institución que puede, digamos, hacerle frente con un mensaje de esperanza, con un mensaje profético. Con un mensaje de denuncia.

Es una Iglesia perseguida que está siendo acosada por el régimen de Ortega por su valiente denuncia a las violaciones de Derechos Humanos. Que actualmente siguen ocurriendo en el país de una forma muy preocupante

Las Misioneras de la Caridad llevan registradas en el país desde 1989 y realizaban labores de asistencia social y refuerzo escolar a niños de bajos recursos.

En 1987 Daniel Ortega se reunió con la madre Teresa de Calcuta en un Congreso Eucarístico convocado por la Conferencia Episcopal. Se comprometió a darle todo tipo de facilidades para realizar su labor. Al final no ha sido así.

RM