Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información política de cookies.

Rome Reports

Usted está usando un navegador desactualizado

Con el fin de ofrecer la mayor experiencia a nuestros visitantes utilizamos técnicas de vanguardia en desarrollo web que requieren un navegador moderno. Para poder visualizar esta página, usa Google Chrome, Mozilla Firefox o Internet Explorer 11 o superior.

El Papa ofrece la misa en Casa Santa Marta por los cristianos perseguidos


La misa en Casa Santa Marta de este martes ha sido especial. Francisco concelebró con el patriarca de la Iglesia Greco-Melkita de Antioquía, Youssef Absi, que lo visitó para renovar su comunión con Roma.

El Papa explicó esto durante la misa y recordó que esta ceremonia significa “el abrazo del padre de una Iglesia con Pedro”

La Iglesia Greco-Melkita de Antioquía tiene su sede patriarcal en Damasco, Siria. Por eso, Francisco pensó especialmente en el sufrimiento de los cristianos de Oriente Medio.

FRANCISCO
“Ofrecemos esta misa por el pueblo, por el pueblo que sufre, por los cristianos perseguidos en Oriente Medio que dan la vida, dan sus bienes, sus propiedades porque son expulsados de sus hogares”.

Esta semana el Papa mantuvo un encuentro con estos obispos en el que alabó el bien que la Iglesia Greco-Melkita está haciendo en estos momentos de dificultad para los cristianos en lugares como Siria.

Los obispos le obsequiaron con este cáliz y esta patena que se usaron en la misa de este martes en Casa Santa Marta.