Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información política de cookies.

Rome Reports

Usted está usando un navegador desactualizado

Con el fin de ofrecer la mayor experiencia a nuestros visitantes utilizamos técnicas de vanguardia en desarrollo web que requieren un navegador moderno. Para poder visualizar esta página, usa Google Chrome, Mozilla Firefox o Internet Explorer 11 o superior.

Papa en bautizos: “Dar de mamar a vuestros bebés es también un lenguaje de amor”


Un año más, la banda sonora de la Capilla Sixtina fueron los lloros de los 34 pequeños, 16 niños y 18 niñas, a los que bautizó el Papa. Durante la ceremonia Francisco estuvo muy atento a las necesidades de padres y de niños.

FRANCISCO
“Si comienzan a hacer el concierto porque están incómodos, tienen demasiado calor, no están a gusto o tienen hambre... Si tienen hambre, dadles de mamar, sin miedo, dadles de comer porque también esto es un lenguaje de amor”.

El Papa pronunció una breve homilía consciente de que los bebés ya estarían bastante cansados.

Recordó a los padres que ellos son los primeros transmisores de la fe y que lo deben hacer con el dialecto de la familia y el lenguaje del amor.

FRANCISCO
“No os olvidéis de esto, se hace “en dialecto”. Y si falta el dialecto, si en casa no se habla entre los padres la lengua del amor, la transmisión no es fácil, no se podrá hacer. No lo olvidéis. Vuestro deber es transmitir la fe pero hacerlo con el dialecto del amor en vuestra casa, de la familia”.

A continuación, el Papa bautizó uno a uno a los pequeños. Unos estuvieron más tranquilos que otros y, aunque ninguno recuerde este día, seguro que no se les olvidará nunca la fecha de su bautismo.